Beneficios del bus de empresa para la salud mental de tus empleados

La salud de los empleados en tiempo de Coronavirus

Este 2020 nos está sacudiendo mundialmente con una pandemia que solo Bill Gates fue capaz de prever. Ahora más que nunca, las pequeñas decisiones tienen grandes consecuencias. Y de nosotros depende el rumbo que tomen nuestras vidas y las de nuestros empleados.

En la situación de confinamiento por pandemia de coronavirus, si algo estamos aprendiendo justamente es el valor que tiene para cada uno de nosotros el contacto humano y el impacto que tiene en nuestras vidas su ausencia.

Cuando “esta pesadilla” termine, nos enfrentaremos al reto de volver a nuestros puestos de trabajo y a la ansiedad que puede comportar volver a entrar a un tren, autobús o metro público por el miedo al contagio.

Las empresas tienen ahora una gran oportunidad: demostrar su interés, no sólo por el medio ambiente y el desarrollo económico, sino también por la salud y bienestar de sus empleados.

El bus de empresa permite garantizar la salud física de los empleados, minimizando el riesgo de contagio mediante la implantación de estrictas medidas de higiene y seguridad, sino también, para velar por la salud mental de sus trabajadores mediante la evitación de la ansiedad generada por los traslados.

El Bus de empresa, puede limitar la capacidad del vehículo, para garantizar la distancia de seguridad recomendada de 1-2 metros. De esta manera, podemos retomar ese contacto humano que tanto nos está faltando, con esa mínima distancia social que permite evitar el contagio y el estrés emocional que eso conlleva.

Beneficios del bus de empresa para el empleado 

A día de hoy nadie se cuestiona los beneficios a nivel económico y medio ambiental que supone el uso del transporte colectivo. Pero, ¿qué beneficios comporta esta elección en nuestra salud mental?

Vivimos con “el pie pisando el acelerador”, metafóricamente hablando. El reloj siempre juega en contra nuestra y a veces resulta muy complicado encontrar espacios de tiempo para encontrarnos con nosotros mismos o simplemente compartir con tu compañero de tu trabajo unas risas o comentar una idea que se te ha ocurrido durante la jornada laboral.

Porque estamos ocupados y preocupados en exceso. Vivimos rápido, pensamos rápido, sentimos rápido y actuamos rápido. Y ahora encima, también vivimos angustiados, por nosotros, por nuestros seres queridos y por el futuro incierto.

Con este frenético ritmo queda poco espacio para la observación, la reflexión, la reformulación y la perspectiva. Y la vida no va de esto, te lo aseguro. No solo va de trabajar y correr, sino que va de vivir.

¿Y tú quizás te estarás preguntando qué tiene que ver todo esto con el transporte colectivo para empleados? Pues tiene que ver y mucho. Este tipo de transporte te permite:

  • Disfrutar de un tiempo para ti. Puedes elegir libremente qué quieres hacer: preparar lareunión que tendrás cuando llegues al trabajo, descansar después de una dura jornada, escuchar música, revisar tus redes sociales, escuchar una conferencia Ted, hablar con un compañero, revisar unos informes, preparar tu agenda de mañana… Cada día el tiempo de ida y vuelta se convierte en un regalo para ti. Te regalan tiempo, algo que no se puede comprar.
  • Reduce el estrés. El hecho de no tener que conducir permite que puedas descansarmentalmente. Tu cerebro puede tomarse un descanso. Mirar por la ventanilla, ver cómo el paisaje va pasando, mientras tú simplemente observas, te lleva a un estado de tranquilidad que quizás no le has puesto la suficiente atención ni has valorado todavía. El mindfulness, que tan de moda está ahora, consiste justamente en esto, en ser capaz de centrar nuestra atención en algo, en nuestra respiración o en lo que pasa en nuestra ventanilla. Sin más, …sin juicio, sin propósito, simplemente estar en el aquí y ahora. Acallando todo el ruido mental con el convivimos durante toda la jornada.
  • Facilita la comunicación de los trabajadores en un entorno distendido. Entrar en elvehículo significa estar ya fuera del trabajo, aunque pueda reconocerse como un espacio corporativo. Ahí ya se puede hablar de todo; del partido de fútbol, de la serie de Netflix que está de moda, de la comida, de los hijos, de las relaciones, …Es un espacio de socialización. Es como un espacio de recreo, aunque todo el mundo sentado y con los cinturones de seguridad abrochados.
  • Permite establecer vínculos entre personas desconocidas y que trabajan en la misma empresa. Seguro que si no existiera este espacio habría personas que nuncalas hubieras conocido. Bien porque trabajan en otra planta, departamento e incluso edificio. Compartir un espacio, en este caso el bus de empresa, que es una extensión corporativa, facilita que personas que no coinciden un espacio físico dentro de la empresa, tengan la oportunidad de conocerse.

Es momento de rescatar los valores como el compartir, la colaboración, la generosidad, la empatía, el respeto, la comunicación y abandonar aquello que nos ha llevado a la situación actual.

Las personas somos seres sociales y para nuestro equilibrio personal y emocional necesitamos de nuestra tribu. Nuestra tribu familiar, de amigos y por supuesto también de compañeros con los que compartimos gran parte de nuestro día a día.

Compartir con nuestra tribu facilita la interacción que genera emociones que nos permiten entrenar nuestra inteligencia emocional a través de la empatía (capacidad de ponernos en el lugar del otro y leer sus emociones) y la asertividad (capacidad de defender nuestras ideas sin quebrantar la relación con el otro). Y ese entrenamiento solo se da cuando interaccionamos con los demás.

“Si quieres llegar rápido ve solo, si quieres llegar lejos ve acompañado”. Proverbio africano

Si quieres saber cómo puede ayudarte BusUp a garantizar la salud y el bienestar de tus empleados no dudes en contactar con pol@busup.com

Carme Brit

Psicóloga-PCC Coach-Formadora

www.carmebrit.com

Related Post

Leave a reply